La Era del Zodíaco

#FinalFantasyXII

La Era del Zodíaco

Varios años esperamos, pero finalmente tuvimos la posibilidad de jugar Final Fantasy XII como se suponía. De la misma forma que jugaron los gamers japoneses cuando Square Enix lanzó la actualización International Zodiac Job System en 2007, y llevó un juego que ya era fantástico a su máximo nivel. Hoy no solo tenemos esa versión, sino también remasterizada para el hardware de la PS4.

hace 4 meses
Contenedor global
Reviews
  • Autor: Vincent Schiller
  • 17.07.2017
  • Enviar a un amigo Imprimir Nota a.a

En épocas de remasterizaciones que en la mayoría de los casos mejoran los gráficos, pero preservan el juego tal como está, Square Enix salda una deuda con el lado occidente de más de siete años. Final Fantasy XII: The Zodiac Age no es solo una versión más linda del recordadísimo juego de PlayStation 2, sino que incluye todas las mejoras de la actualización japonesa. Apenas más de una década después, PlayStation nos presenta una versión definitiva de este clásico.

Es tal la diferencia entre la última versión que lanzó Square Enix en occidente y esta que ya se encuentra disponible que listarlas directamente en la review sería un trabajo forzado y innecesariamente extenso.

Probablemente uno de los mejores ejemplos de esta diferencia es el combate. Este título por primera vez utilizó el conocido ‘Gambit System’, que a diferencia del tradicional tipo de combate, dejaba el control directo de los personajes de lado, y le permitía controlar a su party a través de protocolos que a través de un intuitivo sistema dictaban cómo debía comportarse cada personaje acorde a la situación y enemigo. El cambio fue tan drástico que en su momento causó polémica, pero con los ajustes hechos originalmente con el Zodiac System, esto limitó un poco las opciones y lo hizo mucho más directo.

Este combate se basa en modificar y ajustar las habilidades de cada personaje, dependiendo qué tipo de enemigo tenemos en frente. Cambiando las prioridades de cada habilidad en nuestros personajes nos permite hacer un equipo mucho más fluido y expeditivo, que al lograr varias combinaciones se vuelve muy atractivo y divertido. Esto es cierto sobre todo en los jefes finales, que requieren una gran velocidad y adaptabilidad para vencer.

Uno de los mayores problemas con la versión original del juego (y la única que nosotros jugamos, hasta ahora) es que todos los personajes podían perfeccionar todas las habilidades disponibles, lo que dejaba demasiada libertad, y hacía muy difícil crear una party equilibrada. La versión International Zodiac Job System del juego (solo disponible en Japón) limitaba esto y ofrecía 12 licencias de trabajo diferentes, para que cada personaje elija un rol y se mantenga en él, perfeccionando cada vez más sus habilidades. Aunque una limitación, esto le vino muy bien al juego, que ahora es mucho más directo y menos pesado.
Mientras que esta actualización no cambia el combate en sus aspectos básicos, es más que bienvenido a la hora de tomar la experiencia de Final Fantasy XII como un todo. Por eso esta nueva y “definitiva” versión es mucho más disfrutable que la original. Y si la idea de limitar las opciones disponibles no les gusta vale aclarar que está versión también incluye la nueva posibilidad de que los personajes tengan un segundo trabajo, lo que ofrece un poco más de opciones a la hora de armar una party variada y multipropósito.

A la hora de explorar el mundo, lo vasto del mundo de Ivalice sigue siendo tan impresionante como en su momento, y encontramos muy reconfortante el hecho de que el juego se abría bastante temprano en la aventura. Hoy en día esto es impensable, y por esto, a pesar de tener más de diez años, parece de alguna momento fresco y novedoso. Esto por supuesto significa que es posible cruzarse con criaturas mucho más poderosas de lo que podemos lidiar, pero también permite más elasticidad a la hora de subir de nivel.

Final Fantasy XII incluye un montón de contenido, desde una extensa historia que vale la pena recorrer de principio a fin, con seis magníficos protagonistas y muchos otros personajes memorables, y un mundo que lo tiene absolutamente todo, y es uno de los más icónicos de la serie.

Antes del más reciente Final Fantasy XV, su decimosegunda versión fue una de las últimas que nos dió un vasto mundo para explorar con muchísimas horas de juego, y verlo de nuevo en la PS4, es un gran honor para uno de los mejores títulos que ha agraciado la PlayStation 2. Muy recomendado tanto para fans como para nuevos llegados a la serie.

LO BUENO:

  • La versión definitiva de un clásico
  • El combate sigue siendo tan único como en su momento
  • El Zodiac Job System hace la experiencia más agradable
  • La posibilidad de un segundo trabajo amplía las opciones
  • Mundo gigante para explorar

LO MALO:

  • Por momentos denota su verdadera edad


NOTAS RELACIONADAS